Publicidad

Figuras chartistas: la vuelta en un día

Es una figura chartista de muy corta gestación que refleja un cambio de tendencia en una sóla sesión. El aviso lo dan en la sesión anterior al día clave, cuando las cotizaciones suben con volumen y fuerza, cerrando en un máximo de la sesión. Al día siguiente, el día clave de esta figura, las cotizaciones suben muy fuertes y generan un nuevo máximo por encima del ciere de la sesión anterior. Sin embargo, momentos después, al cierre las cotizaciones empiezan a caer y cierra en los mínimos del día, pero siempre, por debajo del cierre del día anterior.

Suelen ser figuras determinantes en valores especulativos, sobre todo, los más conocidos como chicharros. Esto es porque se acumula papel en los días previos a la fuerte subida y durante el mismo día de la subida, y cuando llegan al objetivo, se venden de golpe, provocando una oleada de ventas.

Los analistas técnicos suelen vigilar los charts de las cotizaciones que han sufrido la figura chartista de vuelta en un día, porque generalmente suelen anticipar algún tipo de movimiento fuera de lo habitual.

Si este movimiento dura un poco más de una sesión, se le llama islote.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *